Los robots como facilitadores para el aprendizaje

Cómo puede la Robótica jugar un papel importante en la Educación

Hoy la robótica es una de las claves de la actual revolución industrial y cultural con fuerte impacto en la economía en un futuro próximo. Según el índice de economía y sociedad digital, el 90% de los puestos de trabajo actuales necesitan algún nivel de competencias digitales. No solo los trabajos de codificación o tecnología los necesitarán. Con la inteligencia artificial y la robótica asumiendo tareas "simples", se necesitarán más y más empleados con habilidades creativas y de resolución de problemas. Sin embargo, la introducción de la robótica en las escuelas no puede ser solo el resultado de consideraciones económicas.

Los robots son objetos físicos tridimensionales que se mueven en el espacio y el tiempo y que pueden emular el comportamiento humano o animal. Según importantes experiencias educativas, se ha observado que el uso de robots en la docencia ofrece muchas ventajas interesantes:

Los jóvenes aprenden más rápida y fácilmente si se trata de objetos físicos y concretos que sólo trabajando en fórmulas y abstracciones, como sería el caso de sólo programar una computadora.

Hacer funcionar una máquina inteligente mejora la motivación durante el proceso de aprendizaje.

Cómo puede la Robótica jugar un papel importante en la Educación

La fascinación que los robots provocan en los niños hace que incluso los más pequeños puedan explorar el campo de la ingeniería y las ciencias exactas desde una perspectiva entretenida a través de estos sofisticados juguetes inteligentes. Los robots se utilizan con bastante frecuencia desde la escuela primaria, con resultados interesantes, para ilustrar conceptos fundamentales de ingeniería, física, electrónica, programación y automatización. En particular, se ha logrado un gran éxito cuando se han utilizado robots para la enseñanza en clases compuestas por niñas o niños pertenecientes a minorías culturales o enclaves culturales. Según esta investigación (Mills, 1996, Greenfield, 1997), las niñas y los estudiantes pertenecientes a minorías tienden a perder el interés por las asignaturas científicas durante la secundaria: el trabajo sobre robots, en este caso, ha mantenido vivo el interés científico al asociarlo con un desarrollo de habilidades manuales y trabajo cooperativo. Además, estos mismos estudiantes han desarrollado a menudo un interés en materias como la biología y la zoología, a través de experimentos con criaturas artificiales, actividad que se puede comparar con los trabajos de etología sintética.

TAMBIÉN TE PUEDEN INTERESAR ESTOS ARTÍCULOS